Deterioro Cognitivo

Con el paso de los años nuestras capacidades intelectuales tienden a presentar  una disminución o alteración en funciones tales como, la memoria, la capacidad de concentración, la agilidad mental, etc..
Saber si estos factores son debidos a la edad o son producto de un deterioro cognitivo anormal, es clave para la prevención y el tratamiento de este tipo de patología.
Algunos de los síntomas que presentan las personas con principio de demencia, aunque no son solo atribuibles a este deterioro, son:

  • Pérdidas de memoria leves en las tareas cotidianas.
  • Dificultad para encontrar palabras de uso cotidiano.
  • Procesamiento verbal lento para expresarse.
  • Desorientación temporal y espacial.
  • Estados de animo alterados y de carácter.
  • Alteraciones más pronunciadas del sueño.

 

El neurofeedback ofrece un diagnostico eficaz y objetivo para determinar la presencia y fase de evolución en que se encuentra la persona. Es, así mismo importante en el caso de un diagnostico de deterioro cognitivo, realizar una estimulación cerebral focalizada para rehabilitar  las regiones del cerebro que se están viendo afectadas,  ajustando el tratamiento a cada caso para conseguir prolongar la independencia funcional y mejorar su calidad de vida.